domingo, 22 de julio de 2012

CUEVA DE BALAGUER

Ruta Realizada el 15/07/2012

La Cova de Balaguer o de la Pólvora, está situada en la parte alta de Onil, a escasos metros del pozo de nieve restaurado, en las coordenadas 38º 37' 54,21"N  0º 40' 22,13"W. Encima de un montículo invadido por unas chumberas, se encuentra la entrada de la cueva. 
Como invariablemente sucede en este tipo de lugares, y mas tan próximos a una población, se encuentra rodeado de basuras, cascotes de botellas de vidrio, papeles, etc...

De nuevo, Vicente, Stefan y yo, nos disponemos a explorar esta sima. Es la cuarta vez que mis compañeros la inspeccionan. El manoseado mapa que figura más abajo es de Vicente Clarió, sacado de Cuevasalicante. En él figuran anotaciones e impresiones sobre la cavidad que nos disponemos a visitar. 
Así que, Stefan, yo y Vicente, por este orden, teniendo en cuenta que el más inexperto va en el centro, nos disponemos a entrar.

Topografía de la cueva

Descripción de la cavidad

Parece ser que la entrada de la gruta formaba parte de una vivienda, hoy desaparecida, y de la que todavía se observan restos. Justo en la entrada, se observa a la derecha un mortero excavado en la roca donde presuntamente se fabricaba pólvora, de ahí el sobrenombre de la sima.

entrada de la cueva

Al fondo se encuentra un agujero en la roca donde hay que entrar agachado unos tres o cuatro metros. Desde este lugar instalamos un carrete guia hasta la llamada sala de los pozos. Rebasado un escalón, vemos un pozo a la derecha de unos 10 metros (punto1 del mapa). Continuando con el itinerario, esquivamos la roca (punto 2 del mapa) que nos impide el paso por la izquierda, hasta llegar a una chimenea de unos 3 metros de profundidad (punto 3 del mapa). Es angosta, justo para el paso de un hombre dejándose deslizar, un poco complicada, más para subirla que para bajarla, como se verá después.
Avanzamos con mucho cuidado y pasamos con técnicas de oposición la sala de los pozos, que presenta dos grandes aberturas bajo nuestros pies, y que está mínimamente concrecionada (puntos 4-5 del mapa). Son visibles alguna bandera y alguna colada.



Pasamos entre unos bloques "suspendidos - encajados", y llegamos a una sala interesante de pequeñas formaciones. Llamada por lo primeros exploradores de esta cueva Sala de las concreciones. (puntos 6-8 del mapa)

gotas de agua en las concreciones

Descendemos a un paso inferior y avanzamos en sentido contrario a nuestra marcha, hasta llegar a un paso muy técnico donde hacemos uso de sangre fría. Se trata de avanzar entre una rotura en la roca, estrecha y claustrofóbica, donde a duras penas, cabe el cuerpo de un hombre. La grieta finaliza al otro lado, en una sala a distinta altura, donde hay que girarse agarrándose de los salientes de la roca y con extremo cuidado, descender (punto 9 del mapa).

Vicente y Stefan

Llegamos a una sala relativamente amplia. Tenemos a la vista concreciones calcáreas y donde se observa una roca partida limpiamente (a cuchillo).

Roca partida

En esta sala hay dos opciones, o continuar de frente y meternos por recovecos y subir a la sala de los pozos (realizando así una ruta circular por la caverna), o volver sobre nuestros pasos, y avanzar por un espacio bajo la sala de las concreciones, donde esta la parte mas interesante de la cavidad.
Es una sala estrecha, fácil de entrar, donde esta ornamentada con concreciones, pequeños nódulos y brotes a consecuencia de la acción del agua y la cal.





Al fondo, en el techo, hay unas pintadas supuestamente efectuadas por algún vándalo (sala de puntos del mapa).



Desde este lugar, hacemos el recorrido a la inversa, sobre nuestros pasos, hacia la salida, y en el mismo orden que en la entrada. Volvemos a salvar el dificultoso paso (9), arrastrándonos por el interior del agujero en la roca. Volvemos a ver, más detenidamente, las decoradas paredes, fruto de la acción del agua durante muchos años y esquivando rocas, prestando atención para salir por el sitio correcto.




Volvemos a salvar la sala de los pozos. Desmontamos el carrete guía y continuamos. Cerca ya de la entrada, se encuentra la chimenea (3), donde el ascenso es bastante complicado. Tomándonos nuestro tiempo salvamos este paso para continuar, y ver a escasos metros la luz de la entrada, contentos y satisfechos después de dos horas y 10 minutos en penumbras.

Hasta la próxima vez......