miércoles, 9 de enero de 2013

EL BARRANC DE LES COVES


El Barranc de Les Coves está situado en la umbría de la Font Roja. Como su nombre indica en él hay gran cantidad de cuevas (abrigos) donde ya en el año 1981 se descubrieron yacimientos del neolítico.
Ese mimo año se estudian y se catalogan cada uno de los abrigos; cuatro de ellos conservan restos de pinturas rupestres y son: Abric I, Abric II, Abric III y Abric IV
Y otros dos con sedimentación que son:
- El Abric de la Figuera
- El Abric de la Falguera

Este último es el más interesante de todos y objeto de múltiples estudios y cabecera de muchos artículos. 
En el Abric de la Falguera se encontraron cerámicas, restos de animales y semillas y frutos, que dan una pista de lo que recolectaban.
Estudios indican que el Abric de La Falguera fué usada como redil durante el neolítico, así como el resto de abrigos esparcidos en el barranco.
Llama la atención el hallazgo de una moneda de Claudio II llamado "El Gótico" en una excavación realizada en el año 1.999 datada posiblemente en el siglo III D.C.

Para visitar este lugar hay que situarse en la Carretera de Les LLacunes a la altura del Racó de Paia en las coordenadas 0º 33'58.70"W   38º40'36.60"N.
Frente al Mas hay un camino descendente que nos lleva hasta el Rio Polop o Barranc del Troncal; ignoramos los caminos que salen a izquierda y derecha y nos fijamos en una senda ascendente que avanza hacia el sureste. Continuamos por ella; la senda no es muy evidente y es fácil perderla ya que no parece muy transitada, pero hay que continuar con la misma dirección hasta encontrar el lugar para acceder al Barranc de les Coves que queda a la izquierda en el sentido de nuestra marcha.
En el lugar más estrecho del barranco hay un antiguo canal labrado en la roca  por donde circula una vetusta tubería. La cañería aunque está prácticamente destrozada, aun circula agua por su interior que todavía es aprovechada. A cierta altura hay empalmada una pequeña tubería de pvc para encauzar el agua y que ésta no se pierda.
El canal está ubicado en el margen izquierdo del barranco y derecho de nuestra marcha. Podemos seguirlo durante varios metros donde desaparece exactamente en el lugar más estrecho del barranco. A escasos metros donde dejamos de ver la tubería hay lo que parece un pequeño salto de agua, pero que está enlucido y remozado, lo que induce a pensar que en otro tiempo pudiera haber estado aquí la fuente y origen del agua. Además esta pequeña pared está colmatada de hierbas y piedras.
Aquí se pueden ver taladros practicados en las rocas para alojar barrenos lo que indica que este lugar era más angosto en el pasado


Lugar donde posiblemente estuviera la fuente

A partir de aquí el paisaje es húmedo y agreste. El lugar no parece frecuentado. Hay gran cantidad de plantas espinosas como enebro, coscoja, aliagas y grandes enredaderas que dificultan el paso. Musgo que tapiza las grandes rocas desprendidas de lo alto, y hiedra que abrazan a los árboles y caen adornando las paredes y las entradas a los abrigos.
A medida que ascendemos vemos que hay gran cantidad de pequeñas cuevas y oquedades a derecha e izquierda. Hay que andar con cuidado porque hay tramos del terreno que es muy resbaladizo y hay que deambular sobre piedras y pequeñas rocas inestables.
Si observamos el contorno vemos que desde el inicio de esta ruta la tierra está removida y escarbada por cabras y jabalíes así como el interior de los abrigos.


La foto de arriba corresponde al primer gran abrigo que encontramos en nuestro ascenso situado en el lado derecho del barranco. Un poco más arriba está situado el Abric de la Falguera que conserva restos de las excavaciones realizadas por los arqueólogos.

Excavaciones en el Abric de la Falguera

Frente a estas dos grandes cavidades hay un conjunto de pequeños abrigos en el margen izquierdo del barranco.
También en el margen izquierdo se pueden ver paredes coloreadas verticalmente y un gran abrigo ancho y profundo.




Casi situado en la cabecera del barranco en el lugar mas ancho pero en su lado derecho hay una gran cavidad alargada que tiene restos de banderas de calcita ya secas colgada de sus paredes, y frente a ella en el margen izquierdo, hay otro abrigo oculto que tiene una fuentecilla en su interior cuya agua se embalsa en una pequeña alberca circular.





Se puede observar a unos 30 cms encima de la alberca que la fuente tiene un pequeño caño instalado y la pared está reparada y remozada.
La cavidad donde se haya esta fuente es la última de este itinerario
Como he dicho al principio las dimensiones del barranco no son grandes y la dificultad de la ruta es fácil. Requiere poco tiempo pero vale la pena.
Me influyó visitar este lugar después de echarle un vistazo al libro que recomiendo, y de donde he sacado la pequeña introducción del principio de este artículo titulado:
El Abric de la Falguera: 8000 años de ocupación humana en la cabecera del río de Alcoi.

Es un libro de investigación y divulgación donde explica todos los trabajos y hallazgos que se han llevado a cabo en este lugar y en su entorno.


No hay comentarios :