jueves, 22 de enero de 2015

LA BOQUERA DE LO BROTONS

Al Norte del Municipio de San Vicente del Raspeig pero ya en terrenos de Muchamiel, tiene su cabecera el Barranco de Brotons. Es una prolongación del Barranc dels Chovers y recoge las aguas de escorrentía de los Montes Sabinar y Tossal Redó.
Desde aquí serpentea hasta finalizar en los campos de la antigua Finca El Soldat pasando a poniente de la Finca Lo Brotons.
Esta rambla no merece ninguna consideración de no ser por la pequeña infraestructura hidráulica a la altura de la Loma Redonda, unos metros antes de la mencionada Casa de Brotons.
Lo que aquí se observa es un ejemplo mas de los trabajos llevados a cabo por los sanvicenteros para la recogida y conducción de aguas de arrollada destinada al riego.

Este sistema y otros con la misma finalidad situados principalmente en la partida de Boqueres, han sido estudiados por el Arqueólogo Jesús Moratalla y por Alvaro Francisco Morote.
Boqueres, como su nombre indica, significa riego por boqueras y podemos observarlos principalmente en los Barrancos del Carranchalet y Rambuchar. Este último significa precisamente "Barranco de las Boqueras".

Los elementos que recoge el sistema que se analiza es, en primer lugar un dique, sólido, de 1,93 metros de espesor y dos pilones con ranuras en sus lados para ubicar una compuerta de 106 centímetros de anchura construidos como "obra de toma".
De aquí partía una boquera que circulaba paralela al barranco, separada de éste por un muro de piedra de 120 centímetros de grosor.


Recientemente, como se puede comprobar en las fotografías, el vandalismo ha hecho mella en este lugar. En una visita al paraje el 31/12/2014 para ultimar datos, pude constatar la desaparición de los pilares aludidos para la apertura o cierre a voluntad del tablacho.

Fotografía tomada el 23-11-2014

Fotografía tomada el 31-12-2014
A 76 metros esta situado el segundo dique, con dos tomas de agua en forma de arco desde donde nacen sendas boqueras hacia los terrenos inmediatos de la Finca Lo Brotons.
J. Moratalla desvela la posible existencia de un muro en mitad del cauce con la finalidad de dirigir las aguas al extremo Norte del dique, lugar donde se encuentran los dos partidores.
Los dos arcos están separados por un pequeño muro y donde hay construidas dos guías para establecer compuertas.



Cada boquera adopta una orientación distinta: La mas septentrional conduce las aguas hacia el Nordeste donde desaparece a escasos metros debido al movimiento de tierras; y la segunda avanza paralela por encima del barranco, bordeando por el Norte y Este la casa de Brotons.

Vista del dique y orientación de las boqueras
El trazado de esta última esta bien definida ya que en algunos tramos es usada como pista para ciclistas. A los 200 metros de recorrido la acequia abandona el borde del barranco para dirigirse hacia el Este. Durante 237 metros más y tras un par de requiebros pasa junto al ruinoso aljibe de la finca, cuya toma de aguas para su llenado esta en la misma boquera.
En este sector se observan olivos que jalonan a uno y otro lado la acequia y la ubicación de pequeños partidores o compuertas para el riego de los bancales.
Del mismo modo, aún queda en pie un desagüe para arrojar aguas sobrantes de la reguera al barranco o destinada al riego de las tierras a un nivel inferior.



En el fotograma de "Iberpix" se contempla mejor lo descrito.
A la izquierda la ubicación de los dos diques; seguidamente el camino de las boqueras señalizado por flechas rojas, y a continuación el emplazamiento del aljibe y Casa de Brotons.

Click en la foto para ampliar.



Junto al segundo dique había una caseta (en la actualidad se observan restos), desde la cual se controlaba el buen funcionamiento de las estructuras.
En la actualidad el paisaje esta muy degradado, pero sobre todo lo que mas llama la atención es la gran cantidad de basuras y escombros esparcidos en el área contemplada y particularmente el aljibe, convertido en depósito de basuras.


Casa y aljibe de Brotons convertidos en nido de deshechos
La acequia continuaba hacia el Sur y hacia el Este siendo imposible en la actualidad averiguar su trayectoria.

Por otro lado hay que significar la existencia de una acequia excavada directamente en el suelo en dirección al aljibe, y que podría una segunda fuente de suministro para la finca.
Serpenteando entre las lomas situadas a la izquierda del Barranco de Brotóns discurre el canal que guiaba las aguas en período de lluvias. La acequia todavía conserva el enlucido en el cajero y la presencia de algunos partidores realizados con piedras para derivar el agua a los bancales colindantes.




Hay que mencionar ademas, que en este lugar tuvieron comienzo los trabajos de excavación para la mina de agua El Diluvio ya desarrollada en este blog y la existencia de algunos aljibes diseminados por los bancales abandonados.

Aljibe de cisterna con cubierta abovedada.
Interior de la cisterna
Por último, hay que evidenciar la gran cantidad de madrigueras de conejos y zorros por el terreno.
En la foto de abajo, rodeado con un cuadrado rojo se visualiza un zorro.



Fuentes Consultadas

- Arqueología y patrimonio histórico en Sant Vicent del Raspeig. Jesús Moratalla Jávega
- El aprovechamiento de turbias en San Vicente del Raspeig como ejemplo de sistema de riego tradicional y sostenible. Alvaro Francisco Morote Seguido.
- Visor Iberpix


2 comentarios :

Palantir dijo...

Muy interesante. Magnifico ejemplo de aljibe de bóveda.

fer dijo...

Como siempre, muy interesante :) Esta zona la conozco: solía recorrerla de adolescente, y también ahora salgo a pasear por allí de vez en cuando. Lamentable lo del aljibe usado como depósito de basura :(